Los 3 mitos de la automatización

daniel_alarcon Autor
Publicado 16 de Diciembre de 2020 a las 18:50

4 Minutos de lectura

Automatización y robots en comercio exterior

Trabajando en Logiety me he dado cuenta que existen algunos mitos sobre el tema de la automatización, esto debido a la influencia de la ciencia ficción y noticias que profundizan en el temor de las personas para vender más. Sustituir el trabajo humano no es nada fácil y en algunos casos puede ser un proyecto costoso dependiendo el equipamiento tecnológico que se requiera y otras variables que podrían ser difíciles de desglosar en un sólo escrito, sin embargo me enfocaré en 3 mitos sobre la automatización que considero preponderante su explicación para luego diluirlos con argumentos que puedan convencerle de su uso.

Mito 1, La automatización se trata de robotizar todo.

Las máquinas no saben vender, pintar o escribir. ¿Qué saben las máquinas sobre la pasión en alguna actividad? La industria puede automatizar producciones en línea como la industria automotriz, aunque esto no siempre representa un valor único.¿Ha escuchado de los automóviles hechos a mano? Acabados interiores hechos por el hombre como sello de un artista. Entonces el robot tendrá la limitante de la repetición y la ventaja de la rapidez.

La automatización puede ayudar a mejorar su trabajo, si usted pasa la mayor parte del día frente a una computadora es muy probable que la automatización del software ya esté facilitando sus tareas repetitivas que lo alejan de las cosas para las que se necesita su concentración y “pensamiento humano” con el fin crear, analizar o interpretar datos para poder tomar decisiones.

Mito 2, Es muy caro y complicado automatizar.

La automatización no es sólo brazo robótico.

En el pasado para poder automatizar una tarea repetitiva con programación se consideraba extremadamente caro, implicaba tener un departamento de sistemas que por lo menos esté compuesto de 4 personas que se encarguen del desarrollo de aplicaciones. Esto ha cambiado con el software como servicio “SaaS”, es decir uno renta un software que previamente una empresa diseñó para poder atender un proceso en específico, ahorrando curva de aprendizaje e inversión que implica desarrollar aplicaciones desde cero.

LogerDash por ejemplo, es una herramienta de Logiety para agilizar la inspección de mercancías, automatizando los procesos como:

Sustitución de papel con plantillas digitales configurables. Nos olvidamos entonces de la impresión y control de papeles como parámetro de control, por el contrario establecemos todo en una base de datos accesible que puede alimentar más módulos dentro de otras aplicaciones para entender más el comportamiento de negocio.

Creación de reportes. Este proceso era el más tardado de los clientes, intervenían la información de múltiples dispositivos y papeles para generar un sólo documento de valor.

Máquinas automáticas

Mito 3, La automatización va a tomar mi trabajo.

Reconfiguro la pregunta para contrastar el miedo a la pérdida de empleo. ¿Puedo obtener trabajo de la automatización?. La respuesta que le voy a dar es contundente: Sí, si puede obtener un trabajo bien remunerado.

Puede ser difícil que su trabajo sea tomado por un robot o software en el futuro, pero nadie puede asegurar eso. El avance sostenido de la computación y la robótica como lo ha demostrado Boston Dynamics, hacen posible que nuestras tareas cotidianas y repetitivas puedan ser reemplazadas, pero esto no le impide sacar ventaja o provecho de ello. Aprenda entonces cómo configurar las automatizaciones en los procesos de su empresa y luego usarlas para concentrarse en obtener mejores resultados en sus actividades o incluso brindarle ventaja competitiva a su empresa.

La automatización no le va a quitar su trabajo, usted se lo quitará a usted mismo si se comporta como un ajeno al cambio, como aquellos que se opusieron a la llegada al uso de computadoras porque ellos eran muy buenos haciendo todo en papel y a la vieja usanza. ¿Los reconoce?¿Se acuerda de esas personas?¿En dónde están las empresas y personas que se resistieron al cambio? Yo lo sé. ¿Usted?

Innovacion


<< Regresar al Blog